¡Atención! No todos los protectores solares protegen

El sol es tan necesario para la vida como potencialmente nocivo para la salud. Los protectores solares también. Debemos hacer nuestra elección con criterio, ya existen muchas pantallas solares que no sólo no nos protegen, sino que además contienen tóxicos sumamente nocivos para nuestra salud. ¿Qué considerar a la hora de elegir un protector solar?

Tomar el sol es necesario para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo. La luz solar hace que nuestro cuerpo genere Vitamina D, fundamental en el crecimiento adecuado de la estructura ósea y en el mantenimiento de la fortaleza de la misma. Tomar el sol también ayuda a regular las secreciones de serotonina y tryptamina, que son sustancias que controlan los ciclos de sueño. Por esta razón tomar el sol también está asociado al buen humor en las personas.

No obstante, un artículo de Scientific American nos recuerda que la sobreexposición al sol causa daños que van desde una irritación molesta, hasta llegar a ciertos tipos de cáncer de piel. Y que, como las franjas horarias recomedadas para tomar sol muchas veces no se respetan, elegir buenos protectores solares en estos casos es vital.

Tres inminentes peligros: UVA, UVB y …

En el artículo mencionado, se explica que la radiación ultravioleta se compone de dos tipos de rayos: ultravioletas del tipo A (UVA) y del tipo B (UBV). La capa de ozono prácticamente no absorbe los rayos UVA y estos penetran intensamente en nuestra piel. Los rayos UVB, aunque son absorbidos en gran parte por la capa de ozono, no son bloqueados totalmente.

Tanto los UVA como los UVB, son factibles de causar el cáncer de piel y la mayoría de los bronceadores no contienen componentes que protejan nuestra piel de los UVA. Además, es sabido que muchos bronceadores contienen sustancias químicas tóxicas, que en mayor o menor grado, atentan contra nuestra salud.

Estudios realizados en EWG

EWG (Environmental Working Group) significa Grupo de Trabajo Ambiental y tiene su sede en Washington DC. Es una organización sin fines de lucro, de investigación ambiental que publica y difunde constantemente información de interés público. Allí se estudiaron más de ochocientas pantallas solares de las cuales el 11% no cumplieron las normas mínimas ambientales y de salud. En más de la mitad de las pantallas estudiadas, se cuestiona la veracidad de la fecha de vencimiento indicada, la protección de la que hacen alarde y el supuesto de que son resistentes al agua.

En muchas pantallas se encontraron: benzofenona, homosalato y octilmetoxicinamato (octinoxato). Estos químicos son peligrosos porque imitan el funcionamiento de nuestras hormonas (con el fin de lograr un bronceado agradable), lo que puede desequilibrar nuestro sistema inmunológico. También se encontraron otras sustancias como Padimato-0 y Parsol1789 (avobenzona), que se sospecha pueden causar daños al AND en combinación con el sol.

Seamos responsables

1. Así como la EWG pide al gobierno estadounidense que se reglamente la información de las etiquetas de las pantallas solares, esto debe ser obligatorio en todo el mundo de inmediato.

2. Es recomendable que quienes sepan inglés visiten la Web de la EWG , donde hay una base de datos que compara miles de productos de belleza con las normas ambientales y de salud.

3. A la hora de comprar protectores solares recuerda los nombres mencionados: benzofenona, homosalato, octilmetoxicinamato (octinoxato), Padimato-0 y Parsol1789 (avobenzona). Aunque no tenemos la garantía de que el fabricante sea confiable, al menos es algo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies