El mosquito tigre: un pequeño enemigo

El mosquito tigre es originario de Asia, aunque ha salido de su entorno natural, extendiéndose por todo el planeta. Se trata de un ejemplo de adaptación a todo tipo de ambientes, que también ha llegado a España.

El mosquito tigre es originario de Asia. Pero en los últimos años ha abandonado su lugar de origen para recorrer gran parte del mundo: está presente en 40 países a lo largo de los cinco continentes.

En busca del Aedes albopictus

Paul Retier es un entomólogo que se ha dedicado a estudiar a este insecto, además de a otros muchos, y en la actualidad dirige el Departamento de Enfermedades Infecciosas Transmitidas por Insectos del Instituto Pasteur de París.

Cada vez más resistente al frío, este insecto, el “insecto autoestopista”, según Retier, ha llegado a Europa y está en España desde el 2004. Uno de los primeros encuentros del investigador con este mosquito fue en la hoja de un árbol en Tenesee, donde había llegado desde Asia. Mejor dicho, desde Texas, a donde había conseguido llegar en los contenedores de los neumáticos que se importaban desde Japón.

El mosquito tigre debe su nombre a las bandas blancas y negras que tiene su abdomen. Pero quien piense que su nombre tiene que vr con su fiereza tampoco anda desencaminado. Aunque solo tiene cinco milímetros de longitud, su picadura es bastante temible. A diferencia de otros mosquitos, como el Aedes Aegypti, que suele inyectar un anestésico para minimizar el dolor, el mosquito tigre no se anda con rodeos.
El tigre se ha instalado cómodamente en unos 36 estados de Estados Unidos, Brasil, México, Argentina, Colombia…

Una de las razones que han fomentado la extensión del mosquito por casi todo el planeta es el continuo ir y venir de personas y la globalización del transporte, que ha hecho que viaje de un lado a otro sin apenas dificultades.

El mosquito tigre nos visita

Por supuesto, este mosquito también ha llegado a España. Así lo asegura una experta del Servicio de Parasitología del Centro Nacional de Microbiología de Majadahonda. Este mosquito se adapta bastante bien. Viajando en coche con la ventanilla bajada durante unos veinte minutos, es bastante que este mosquito se cuele en el coche. También puede viajar dentro del maletero. Sus huevos son muy resistentes a la sequedad, ya que consiguen reducir su actividad metabólica hasta que se den unas condiciones de humedad adecuadas.

Pero no solo viaja en coche. También viaja dentro de una caña ornamental de origen chino, el “bambú de la suerte”, dentro de sus originales y retorcidos troncos y ramas. De hecho, trabajadores que los cargan para transportarlos y de los invernaderos en los que se crían pueden dar testimonio de lo que son las picaduras de este voraz insecto.

El principal problema es que es muy difícil de eliminar, según Reiter casi imposible. Destaca su agresividad y añade que es muy difícil controlarlos, ya que no necesita estar cerca de las personas a las que pica. Además, puede transmitir enfermedades e infecciones, lo que lo hace aún más peligroso.

Sin embargo, no hay motivo para alarmarse, ya que la transmisión de virus a través del mosquito tigre no es tan fácil, deben darse una serie de condiciones que lo hacen complicado. En cualquier caso, no resulta nada agradable ser picado por un mosquito… y mucho menos si es tigre.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies