La ciencia salió a la calle en la XIV Semana de la Ciencia

Como todos los años desde hace ya 14 se celebró en Madrid a principios de mes la Semana de la Ciencia. Ya os hemos informado en alguna ocasión desde aquí de otras ediciones. Decidida a acercar su actividad a los ciudadanos de todas las edades y niveles culturales, la Fundación Madri+d y la Comunidad de Madrid organizaron entre los días 3 y 16 de noviembre (en realidad, casi dos semanas) multitud de actividades gratuitas, unas 900, a lo largo y ancho de toda la Comunidad de Madrid: talleres, mesas redondas, visitas guiadas, jornadas de puertas abiertas…

XIV Semana de la Ciencia

XIV Semana de la Ciencia

Los científicos se vuelcan

Sin la colaboración desinteresada de los investigadores, estas Semanas de la Ciencia no habrían sido posibles nunca. Se calcula que unos tres mil han puesto su tiempo y su entusiasmo al servicio de esta celebración que busca difundir el trabajo que se está realizando y sus resultados, despertar el interés y el conocimiento científico de los ciudadanos, convencerlos de la necesidad que la sociedad tiene de invertir en él y despertar en los más jóvenes el amor por la ciencia. Y esto a pesar de los difíciles tiempos a los que, desgraciadamente, llevan ya años teniendo que enfrentarse: recortes, supresión de becas, emigración obligada…

En esta Semana participan universidades, centros de investigación públicos y privados, ONGs, organismos públicos…

De todo y para todo

Las actividades que se organizaron este año no han desmerecido en absoluto a las de anteriores ediciones. Las de más éxito quizá hayan sido las visitas guiadas y los talleres, aunque también ha habido otras más sorprendentes como las excursiones y las sesiones cinematográficas.

Una de la que más curiosidad ha despertado es el taller que se celebró en el campus de Vicálvaro de la Universidad Rey Juan Carlos con el título “La magia de la economía” en el que los trucos de magia se utilizaron para enseñar conceptos de esta, muchas veces árida, disciplina. Pero ha habido talleres de técnicas de cepillado de dientes para niños, otros en los que se nos ha enseñado a fabricar una sencilla cocina por energía solar o cómo ocurren en nuestro las emociones.

Así mismo, se han organizado excursiones por Segovia a “desastres geogológicos naturales”, rutas forestomusicales por la Casa de Campo, recogida de bellotas en San Agustín de Guadalix, una ruta en bici por diferentes huertos urbanos o, para los menos miedosos, una visita nocturna al Parque Regional del Sureste.

En resumen: una excelente ocasión de aprender y divertirse que los investigadores y científicos de la Comunidad de Madrid hacen posible cada noviembre. ¡Hasta el año que viene!

Foto | Fotolia.com

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies